Asistencia de Philips

Mi batidora de Philips no funciona

Publicado en 21 September 2022
La mayoría de depiladoras en seco y húmedo solo se pueden usar sin cable. Por motivos de seguridad, estas depiladoras no se encienden cuando están conectadas a una toma eléctrica. Desenchufe la depiladora del interruptor principal e intente volver a encenderla. Consulte el vídeo que aparece a continuación para saber cómo utilizar correctamente la depiladora sobre la piel seca.
 

La depiladora está inusualmente caliente, no funciona bien o actúa de forma extraña

Si presiona con demasiada fuerza sobre la piel, se puede activar el sistema de protección interna del dispositivo. La aplicación de una presión intensa puede provocar irritación cutánea y que el dispositivo se caliente, incluso se apague. Ejerza una presión suave y no presione demasiado la piel. 

Mientras se depila, estire la piel y mueva el cabezal depilador lentamente sobre la piel, lo que permitirá a los discos atrapar el vello. Para obtener los mejores resultados, mueva el aparato en dirección contraria a la del crecimiento del vello y asegúrese de que el cabezal esté en contacto completo con la piel.

Compruebe siempre que el cabezal depilador esté libre de suciedad y de daños. Compruebe que la batería esté totalmente cargada. Consulte el vídeo que aparece a continuación para saber cómo utilizar correctamente la depiladora Philips sobre la piel húmeda.

La pila se ha agotado

Si la depiladora recargable deja de funcionar durante su uso o funciona más lenta de lo normal, puede que sea necesario recargarla. Compruebe el piloto de carga de la depiladora. Si parpadea en naranja, significa que es necesario recargar la depiladora. Cargue la depiladora durante al menos 1,5 horas e intente utilizarla de nuevo.

Tenga en cuenta que las instrucciones de carga pueden variar según el modelo de depiladora. Para obtener instrucciones detalladas, consulte el manual del usuario o póngase en contacto con nosotros.
 

La toma de corriente no funciona

Asegúrese de que la toma en la que está cargando o alimentando la depiladora funciona. Pruebe a cargar o alimentar la depiladora en otro enchufe para comprobar si funciona.

El cable de alimentación no está conectado correctamente

Compruebe que el cable de carga está completamente insertado en el pequeño conector de la parte inferior de la depiladora. 
 

​​​​​​​No se ha utilizado el cable o el cargador originales

Asegúrese de que está utilizando el cable o el cargador Philips originales incluidos con la depiladora. Si ya no dispone del cargador o el cable originales, puede comprar uno nuevo en la tienda online de Philips.

La protección contra la sobrecarga está activada

Puede que haya algo atascado en el cabezal de la depiladora, lo que hace que deje de funcionar. Compruebe el cabezal de la depiladora y límpielo correctamente.
La protección contra la sobrecarga también se puede activar si ejerce demasiada presión con la depiladora contra la piel. Limítese a deslizar suavemente la depiladora sobre el cuerpo.

 

La protección contra el sobrecalentamiento está activada

Puede que se haya activado la protección contra el sobrecalentamiento en la depiladora. Cuando ocurra esto, verá que los pilotos rojos parpadean en la depiladora y esta deja de funcionar. 

En ese caso, deje que la depiladora se enfríe y vuelva a encenderla pasado un minuto aproximadamente. Si sigue sin encenderse y los pilotos rojos empiezan a parpadear de nuevo, significa que no se ha enfriado correctamente y debe esperar un poco más.

 

¿Necesita más asistencia?

Contacto con Philips

Estaremos encantados de ayudarte.

¿Buscas algo más?

Descubre todas las opciones de asistencia de Philips

Nuestro sitio se puede visualizar mejor con la última versión de Microsoft Edge, Google Chrome o Firefox.